Servicio 30 de Octubre de 2016

Dios ha venido para unir y restaurar, contrario al pecado que es para romper y separar.  La división es una batalla constante, pero el poder de Dios es mayor y más fuerte, y ha venido para hacer cambios y milagros. Dios está buscando una familia en unidad, una sola iglesia, y un solo pueblo para Él manifestarse en toda su amplitud y grandeza.  Su poder será manifestado en aquellos centrados en la Palabra de Dios.  Acompáñanos a conocer más sobre sobre la unidad de un pueblo, a través de la revelación que tuvo Ezequiel de parte del Señor en el valle de los huesos secos (Ezequiel 37: 15-28), en el mensaje de la Pastora Migdalia Rivera a la iglesia.

Write a comment:

*

Your email address will not be published.

© 2016 Casa Vida Iglesia | info@casavida.us | 770-925-5105 | by Guate inventa
Arriba
Síguenos: